Dramatica victoria de los Seahawks sobre los Rams


Wilson fue el pilar de la ofensiva de Seattle. Foto: USA Today

Por segunda semana consecutiva el Thursday Night Football no decepcionó. En un dramático partido, los Seattle Seahwaks de la mano de Russell Wilson lograron una importante victoria ante su rival divisional Los Angeles Rams en el inicio de la Semana 5 de la NFL.


El mariscal de campo de los Seahawks completó 17 pases de 23 para 268 yardas y 4 pases de anotación sin intercepciones. Chris Carson fue el caballito de batalla de Seattle al completar 118 yardas en 27 acarreos sin anotación. Tyler Lockett atrapó 4 pases para 51 yardas y una anotación.


Del lado de los visitantes, Jared Goff tuvo 29 pases completos de 49 para un total de 395 yardas con una anotación y una intercepción. Todd Gurley acarreó el balón en 15 ocasiones para 51 yardas y dos touchdowns. Gerald Everett logro atrapar 7 pases para 136 yardas y Cooper Kupp 9 para 117 yardas con un touchdown. Ambos fueron un autentico dolor de cabeza para la defensiva de los Seahawks quienes no pudieron contenerlos en todo el partido.

Los primeros puntos del partido llegarían por parte de Greg Zuerlein con un par de goles de campo de 47 y 32 yardas. El primero de ellos procedente de un fumble de Jaron Brown en su propia yarda 32. Inicialmente la jugada no había sido marcada como fumble, pero tras la revisión, los oficiales revirtieron la decisión.


La ofensiva de Seattle respondía de manera inmediata con un gran drive comandado por Wilson, el cual terminaba con un pase de anotación de 13 yardas a Lockett quien nos regalaba una de las mejores recepciones de la temporada.



Tras esto las defensivas lograban controlar un poco el partido.


Otro gran drive de Wilson terminaba en las diagonales para su segundo pase de anotación del día con un envió profundo de 40 yardas a DK Metcalf que se encontraba sin marca en zona de anotación.



Los Rams buscaban responder pues Seattle comenzaba a alejarse en el marcador. En su siguiente drive, el conjunto visitante lograba avanzar hasta zona roja. Sin embargo, un gran tacleo conjunto de Jadeveon Clowney y Bobby Wagner lograban arrancarle el balón a Gurley para que posteriormente el propio Clowney recuperara el balón suelto. Goff y compañía se quedaban sin puntos.


Dicho balón suelto no generaría repercusión en el marcador pues Jason Myers fallaba el gol de campo de 48 yardas al enviar su patada a un costado del poste.


Con poco más de minuto y medio en el reloj, los Rams comenzaban un último drive en el primer medio. Goff arrastraba a la defensa de los Seahawks y con un pase de 9 yardas al centro para Kupp lograba su primer envió de anotación del encuentro.



Con el marcador 14 - 13 en favor del conjunto de casa nos íbamos al descanso.


Apenas en su primer drive de la segunda mitad, los Rams recuperaban la ventaja en el marcador. Gurley culminaba una gran serie ofensiva de su equipo con un acarreo de 8 yardas a zona prometida.


Seattle no aflojaba el paso y Wilson conectaba con David Moore un pase pantalla de 10 yardas que terminaba en las diagonales y los Seahawks tomaban ventaja de 1 punto.


Sin embargo, el gusto le duraría muy poco a los locales. Goff arrastraba nuevamente a la defensiva de los Seahawks y en apenas 5 jugadas lograban ponerse a la cabeza por tercera ocasión en el partido con un acarreo de una yarda de Gurley quien anotaba por segunda ocasión en el partido. Su intento de conversión de dos puntos fallaría tras un acarreo de Goff que se quedaba corto.



El frenético tercer cuarto daba fin, pero Wilson y compañia ya se encontraban en zona roja nuevamente. Pese a que la ofensiva carburaba de manera adecuada, se tendrían que conformar con un gol de campo de 42 yardas de Myers para acortar distancias en el marcador.


La ofensiva del cuadro angelino orquestada por Goff seguía mostrando todo su arsenal ante un perímetro de Seattle que se veía inoperante. Pese a ellos los Seahawaks lograban ajustar en el momento adecuado para forzar a los Rams a solo tres puntos con gol de campo de 36 yardas de Zuerlein.


Un drive equilibrado por parte de los Seahawks los colocaba en zona roja y en cuarta oportunidad y gol Wilson lograba su cuarto pase de anotación del día al encontrar en las diagonales a Carson quien titubeo un poco al momento de atrapar el pase para nerviosismo de todos los aficionados presentes en el estadio. Seattle se jugaría la conversión de dos puntos pero no lograban el cometido.



El conjunto visitante emprendía un drive critico en búsqueda de ponerse nuevamente arriba en el marcador. Por si el drama no fuera suficiente, una milimétrica jugada por parte de Tedric Thompson lograba interceptarle el balón a Goff y las esperanzas de una remontada se desvanecían.



La defensiva de Los Angeles lograba frenar a Wilson y tendrían el balón por ultima vez en el partido. La ofensiva avanzaba a gran ritmo y Seattle no encontraba el antídoto para frenar a Kupp en el perímetro. Serian los propios Rams quienes se frenarían ellos mismos con un retraso de juego. Pese a ello lograban avanzar algunas yardas para colocar en posición de gol de campo a Zuerlein. La debacle se cernía sobre el pateador de los Rams al mandar su intento de gol de campo de 44 yardas por un costado para convertirse en el villano de la noche.


Con esta victoria Seattle se pone con récord de 4-1 y la próxima semana visitara Cleveland para medirse a los Browns.

Por su parte, la derrota deja con marca de 3-2 a los Rams quienes tendrán otro duelo divisional el próximo domingo cuando le hagan los honores a los sorpresivos 49ers.

©2019 Todos los Derechos Reservados Yarda a Yarda.